MATERNIDAD YO DENUNCIO

¿Mujer de éxito o madre? ¿Tu eliges?

Tranquilas, no echéis todavía espuma por la boca por el título, era solo para llamar vuestra atención.

Hace poco leí un post en el que se hablaba de mujeres y éxito. De mujeres que están decidiendo no tener hijos para ser tener éxito en la vida. Por alguna extraña razón, se considera que para que las mujeres sean “exitosas” deben ser grandes profesionales, personas “importantes” en el mundo social o laborar y ser elevadamente consideradas y valoradas por la sociedad.

En la definición de éxito queda bien claro que el éste es en resumen: un final feliz.captura-de-pantalla-2016-11-04-a-las-4-14-05No quiero en realidad hablar aquí sobre si las mujeres quieren tener hijos o no, esa es una decisión personal en la que jamás tendría nada que decir. La mujer es libre de tomar sus decisiones, afortunadamente.

Pero la verdad que este tema del éxito me está hartando en el mundo de la maternidad. Esta manía de vender que la “super madre” es aquella que es madre, mujer, ama de casa y trabajadora y por eso es una mujer exitosa. No hablo de malas o buenas madres. No hablo de hacerlo mejor o peor. Hablo de que la sociedad crea que si no trabajas, no eres nadie.

Cuando buscas en Google “mujer de éxito” esto es lo que aparece… (curioso, ni una mujer con un niño en brazos). A primera vista, parecen todas, mujeres trabajadoras. Por cierto, la última tiene en su mano un buen fajo de billetes… Éxito total, parece ser.captura-de-pantalla-2016-11-04-a-las-4-44-53Y cuando buscas “madre exitosa” lo único que se diferencia en las fotos, es un bebé. Pero curiosamente en todas las fotos hay un ordenador. Como digo, hasta Google considera madres exitosas, sólo a las trabajadoras. Fiel reflejo de lo que también se considera en la sociedad.captura-de-pantalla-2016-11-04-a-las-4-46-42Yo cuando tenía 20 años y creía que me iba a comer el mundo pensaba dedicar mi vida al trabajo y a viajar, y a pasarlo bien, sin más preocupaciones. Tenía grandes proyectos profesionales y la idea de ascender, y de ser “jefa” algún día. Para mí esto era ser exitosa. Y no tenía otra visión sobre la vida porque no tenía otra perspectiva. Para mí, ese era mi mundo, porque no había otro y lo era hasta que nació mi hija. Mi hija cambió mi vida y mi forma de pensar. Mi forma de pensar y de sentir. El trabajo pasó a un segundo plano y ya no me produce ninguna satisfacción ser “importante” en mi empresa. No me proporciona felicidad alguna y mucho menos la idea del tiempo que perdería en conseguirlo.  Yo tuve una hija para cuidarla, para criarla, para hacer de ella una persona feliz, para vivir junto a ella una vida plena siempre con papá. Conseguir eso es para mí tener éxito.

Ser una mujer exitosa es también quedarte en tu casa, cuidar de tu hogar y de tus hijos si eso es lo que quieres hacer. Una mujer tiene éxito en la vida cuando consigue la felicidad plena. Muchas mujeres son empresarias, ocupadas la mayor parte de su tiempo por el trabajo y sin embargo, siempre les falta algo, siempre quieren más, nunca parecen ser felices ni tener suficiente y ¿De verdad eso es ser una mujer de éxito?

Ser una mujer de éxito es ser una mujer PLENA y feliz en todos los ámbitos de tu vida, y nada tiene que ver con si trabajas o no. Si eres una apuesta jefa al mando de una empresa a nivel internacional o si te quedas con tu hijo tirada en la alfombra de tu casa jugando, llena de manchas en tu camiseta y con un moño despeinado. No eres ni más ni menos mujer por hacerlo ni eres ni mejor ni peor madre. Eres una mujer, una madre, y una persona. FIN. Ya está bien de comparar, ya está bien de juzgar.

No niego que para alguien la felicidad plena y el éxito venga de la mano de lo exclusivamente profesional. Es totalmente tan válido un pensamiento como otro. Pero BASTA YA de menospreciar a las mujeres que deciden prescindir de sus trabajos para dedicarse en cuerpo y alma para criar a sus hijos y cuidar de su hogar. NO SON MENOS MUJERES POR ELLO. Deberíamos respetar que la labor que hacen es inmensamente valiosa para el futuro de una infancia que crece alejada de sus padres porque están constantemente buscando la aprobación social en sus puestos de trabajo ansiando más y más dinero y más y más reputación. Las mujeres que se quedan en casa me merecen el respeto más grande del mundo porque tienen el VALOR de dejarlo todo para sentir en su interior el éxito de ser la mejor madre del mundo, que para ellas es: el éxito, su éxito.

Yo tengo un trabajo totalmente vocacional, en el que llevo trabajando desde los 22 años. Llevo los 3 últimos compaginándolo con mi hija, y a pesar de lo que pueda aportarme el supuesto éxito profesional, no me supone ni una milésima parte de satisfacción y orgullo que la de volver a mi casa a cuidar de mi hija y ver que es una niña feliz. La felicidad de mi hija es mi éxito. Soy una mujer de éxito, tanto o más que cualquier persona que considera que un niño te impide ser una mujer completa, o de una madre que piensa que por ser madre y trabajadora es más válida que una que se queda en casa. Una mujer que no trabaja fuera de casa no es menos, no es una “inútil”, probablemente tenga 3 carreras, o no. Da igual. Se merece el mismo respeto que el resto de mujeres. El trabajo dentro del hogar es muy sacrificado y puede, probablemente, que trabajen más que muchas en una oficina.

Entiendo que algunas mujeres necesiten desarrollarse profesionalmente para desarrollarse internamente, siendo positivo para ellas. Entiendo que haya mujeres que necesiten plantarse todos los días un tacón y pintarse los labios rojos. Pero vale ya. Vale ya de considerar mujeres con éxito sólo a las trabajadoras, a las emprendedoras, a las que hacen cosas fuera de casa y las que están siempre perfectas como mujeres. No soy menos mujer por ir en chandal, por no peinarme un día o por no usar kilos y kilos de maquillaje para agradar a nadie. Soy igual de femenina, y de mujer, como otra cualquiera. Y ojo, que yo trabajo fuera de casa. Pero me molesta y mucho que se infravalore  a las mujeres que no lo hacen. 552594_425255824183209_1294792306_nNo ayuda nada que en esta sociedad se considere que ser madre y ama de casa sea esto. Caos, desastre, y estrés no son solo las cosas que te encontrarás con tus hijos…. La maternidad es maravillosa, y poder disfrutar de ella cada segundo de tu vida también lo es. Un espacio como mujer siempre debemos tener, pero por favor, no lo confundamos con el éxito.

Haber sido madre ha sido mi mayor éxito en la vida. Lo que para ti es éxito, puede no serlo para mí. Mi trabajo es trabajo y nada más, y no lo considero mi éxito personal.

Si para ti ser madre también es tu gran éxito, enhorabuena, ¡Te felicito! Las madres no trabajadoras también sois mujeres de éxito. No lo dudes.

Disfruta de ello. 

83bb7a8647fc0c13fc7df225184ffb42-checker

 

«

»

7 COMMENTS

  • Pero qué post más maravillossssso. Me ha encantado. He flipado con la búsqueda de Google. Quiero pensar que es así porque es un concepto muy abstracto… (qué feliz soy). Al final tener éxito es conseguir lo que una quiera. Y, desde luego personalmente creo que estar 24/7 con los niños y sobrevivir es tener muuucho éxito 😜😜😜

  • Me ha gustado mucho, muchas gracias!! Y es que para mí el éxito más grande de mi vida han sido mis hijos, y el trabajo ha sido algo para subsistir, algo secundario desde que ellos vinieron al mundo, y ahora con el pequeño me he tomado un tiempo para quedarme con él y la gente lo ve como si no hiciera nada, como si el hecho de no trabajar fuera significa que en casa no trabajas. Se agradece el reconocimiento, que a veces somos las mismas mujeres las que nos tiramos piedras. Gran entrada.

  • Luz, no puedo comentar mucho porque ya lo has dicho todo y MUY BIEN DICHO.
    Yo estuve 4 años en paro, embarazada y después cuidando a mi hijo hasta los 3 años. Curiosamente yo mantenía económicamente mi casa a pesar de ser “la que no trabajaba” y aún así en muchas ocasiones me sentí juzgada.
    Sentí que los demás me veían como una vaga, una cómoda… Y muchas cosas más que prefiero no mencionar.
    Sin embargo estar en casa con un bebé/niño o varios 24/7 no lo aguanta todo el mundo. Hay que tenerlos bien puestos para estar ahí a diario, sin “desconectar” en un trabajo.
    Para mí mi éxito ha sido también el ser madre. Mi aspiración en la vida no es sacar un hueco en mi agenda para ir a Pilates o tener una sesión de chicas 1 vez a la semana. Todo eso ya lo tuve antes de ser madre.
    Ahora no me llama la atención, tal vez en unos años si, tal vez nunca… Pero me siento exitosa porque doy lo mejor de mí cada día y me llena estar con mi hijo.

    Muy buen post nena, un besazo.

  • GRACIAS, en mayúsculas te lo digo.
    GRACIAS por entenderlo.

    Porqué te lo digo? Pues porque yo soy una de esas mujeres que dejó su carrera de éxito profesional para poderme dedicar en plenitud a cuidad de mis hijos, mi marido, mis animales y mi casa.

    Pocas veces he escuchado que a alguien le agrade la idea ya que la gente no lo ve bien y he tenido que escuchar frases como ” con lo mucho que estudiaste en la carrera y aquellas notazas y no te ha servido de nada ” o ” con el puestazo que tenías, codo a codo con el gerente y aquel sueldo y mírate, de chacha”…

    Mi vida era bonita, feliz en aquel momento, por su puesto pero cuando llegó el momento de pensar en crear una familia, vi que si seguía trabajando lo haría para pagar a una persona que me mantuviera la casa y otra que cuidara de mis hijos y no, eso no era lo que quería.

    Ahora, estoy en casa, trabajo desde ella, cuido de ella y puedo dedicarme al 100% a mi familia y puedo afirmar que soy MUY FELIZ.

    GRACIAS por este post.

  • Keka Mamá K

    Gracias, Luz! Me ha emocionado tu post. Estoy cansada de tener que justificarme, de tener que hablar bajito porque otros piensan que he perdido el derecho a alzar la voz. Porque a veces incluso llego a creermelo. Tengo éxito y soy muy afortunada, he decidido renunciar a algunas cosas por algo que considero mucho más grande, estoy viendo como crece mi hijo y le acompaño en cada paso. La alternativa actual no me compensa en absoluto. Gracias, cariño.

  • Luz, cuanto me ha gustado! es verdad debemos de dejar de juzgarnos las unas a las otras, cada una debe encontrar su camino de felicidad en la vida.
    Yo también pienso que el éxito es ser feliz, y si para ser feliz tengo que hacer X en mi vida, pues eso será lo mejor para mí. Y por supuesto, lo que es lo mejor para mí no tiene porque serlo para otra mujer. Un beso!

  • Dácil

    Una reflexión muy acertada.

    Si no fuera por el dinero que necesitamos para comer, vestir y pagar las facturas me quedaba en casa cuidando de mis niños y ocupándome de ella… y de mis proyectos personales, claro, que me encantan!!!

what do you think?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *